"Sin mujer, la vida es pura prosa".
Rubén Darío

Sorpresas te da la vida

No es fácil mentirse a sí misma y hacer como si nada pasara. Sí, ha sucedido algo y es innegable. Uno siempre anda acelerado, pensando en distintas cosas mientras camina, maneja, se sienta, etcétera. Pero, no hacemos un stop en nuestras vidas.

Es verdad, el mundo avanza sin dar un pie atrás y si no nos ponemos a su ritmo quedamos obsoletos. ¡Qué ironía! Además, siempre le damos mayor relevancia a nuestro círculo familiar en vez de al ser que está a nuestro lado. No vemos la importancia real que tiene. Claro, pueden pasar días, meses y años y nuestra vida continúa como si nada. Tenemos penas, alegrías y sufrimientos y dan igual los demás. Siempre es así, para qué andar con mentiras. Pero… Qué pasa si en un día cualquiera, cuando estás sentada en tu cama revisando los correos electrónicos, ves un mail de una persona que no hablas hace mucho tiempo y lo abres y ves que la noticia que te está dando es mala. Lees, vuelves a leer, dices algo al viento, tus ojos comienzan a lagrimar, corres donde tus papás y les cuentas. Todos con boca abierta. Tú, sentada pensando una serie de cosas y recordando una serie de momentos. Luego, llamas a esa persona que te escribió el correo y ni siquiera preguntas como está y vas al grano: ¿Qué le pasó? ¿Cómo ocurrió? ¿Cuándo fue? Y, ahí estás… Con la garganta apretada, escuchando el término de una vida joven, similar a la edad que tú tienes, y piensas en lo injusto que es todo. Por qué ella y por qué tan joven. Estudiaba enfermería y tenía una vida sana. Disfrutaba la vida junto a sus 2 hijos pequeños. Tenía un carácter difícil y actuaba como una avasalladora; pero, da lo mismo eso porque tenía un corazón enorme… Con eso bastaba.

Me di cuenta, a raíz de esta noticia, lo distante que soy. Siempre he hecho criticado al maldito individualismo y ni praxis he hecho. Algunas personas dicen que soy buena porque escucho y ayudo, pero con esto, me he puesto a pensar en lo egoísta que puedo llegar a ser. Quizás debí decirle lo que siento, quizás debí invitarla a tomar un café o salir simplemente a conversar de nuestras vidas. No lo hice.

Siempre he escuchado que las cosas pasan por algo… Yo creo que sí. Ella era donante de órganos y hoy salvó 2 vidas que estaban entre la espada y la pared. ¡Qué felicidad para esas familias! Lo triste, es que siempre quise juntarme una vez más con mi amiga y poder saber en qué parada estaba.

Créanme, cuando pasan estas cosas es inevitable pensar en lo que “podría ser”. Pues, no hay que meditar tanto… Hazlo.

Fuente: las ilustraciones son de Mundo Gominola.

7 Mirones:

Elio Milay dijo...

1.

Dos personas salvan su vida, gracias a que una la pierde, dos niños pequeños pierden a su madre, mientras que los hijos o familiares de las dos personas transplantadas vuelven a nacer.

La vida es... muy extraña.

2.

Yo también soy donante de órganos. Si me ocurre la desgracia de morirme de improviso, ¿de qué me sirven? Yo ya sólo soy un cadáver sin vida, y podrían ayudar a otros a seguir disfrutando de la existencia.

La frágil existencia.

Carpe Diem.

3.

Y TÚ NO FUMEEEEEEEEEEEEEEEEES, AMERMELÁ!!!!!!!!

Catalina Lemus Fett dijo...

1.

Sí, la vida es demasiado extraña pero no me gusta que las personas estén sufriendo por situaciones como estas. Me duele en el alma saber estas cosas...

2.

También soy donante de órganos. Créeme que estoy dispuesta a entregar todo lo necesario para ayudar una vida. Además, me alegró mucho saber, a través de las noticias, que 2 niños se pudieron salvar gracias a mi amiga. Una felicidad por un lado y, por otra, una tristeza.
La vida, no? Dos caras.

Elio Milay, dejaré el cigarro algún día. Hoy, dudo que lo haga.

Elio Milay dijo...

Pues vaya donante más sana que estás tú hecha...

Te deseo larga vida, porque como tengas que donar tus pulmones algún día, pobrecito del infeliz que los reciba.

Catalina Lemus Fett dijo...

Y pobre infeliz, quedará con una locura crónica que le hará cambiar su vida totalmente. Por supuesto, la va a transformar en algo mejor... ¡Súper entrete!

Casi un Dios dijo...

jajaja si... en todo caso mas vale perder una amistad que una tripa!

Serge Cornillet dijo...

Hola,
Me encantas, tienes unas inquietudes muy importantes, el amor el lo único que puede salvar ese mundo. Da amor y lo recibirás con creces,
Un abrazo.
Serge

Catalina Lemus Fett dijo...

Gracias!! =)

 
template by suckmylolly.com flower brushes by gvalkyrie.deviantart.com